:: REVISTA MEDICOS | Medicina Global | La Revista de Salud y Calidad de Vida
 
Sumario
Institucional
Números Anteriores
Congresos
Opinión
Suscríbase a la Revista
Contáctenos

 


 

 

 

 

 

 

 

 

Federación Farmacéutica

 

 

 

 

 
 

 

:: Infórmese con REVISTA MEDICOS - Suscríbase llamando a los teléfonos (5411) 4362-2024 /  (5411) 4300-6119 ::
  

Opinión


Otra mirada sobre la falta de profesionales médicos
El impacto del Impuesto a las Ganancias

Por la C.P. María Silvia Monet (*)

 
Desde hace años, el sistema de salud en nuestro país sufre dificultades a la hora de cubrir puestos de profesionales médicos calificados en el arte de curar. Existe consenso además en considerar esta situación como multicausal.
Si bien, en mayor o menor medida, la falta de profesionales es una realidad a nivel mundial, la pandemia en nuestro país contribuyó a agravar este problema, generando otra crisis en el sistema de salud de prestación privada.
A las causas conocidas -extensión de la currícula, disminución de aspirantes a residencias médicas de distintas especialidades- se sumaron la complejidad de la situación económica, el burnout y la desmotivación: características comunes a la generalidad de los argentinos.
Pero haciendo foco en las guardias médicas, ¿es posible analizar la situación antes descripta a la luz del peso del Impuesto a las Ganancias cuarta categoría, con el que está gravada su remuneración?
Hasta octubre de 2022, la retención mensual del Impuesto a las Ganancias para todo empleado en relación de dependencia debe ser calculada aplicando la Resolución General (AFIP) 5206. (1)
Un profesional médico que se desempeñó en el sector de guardia y que en el mes de setiembre 2022 su remuneración promedio por guardia de 24 horas fue de $ 2.281. -a $ 3.027.- ha comenzado a tributar a partir de la quinta o sexta guardia en el mes.

En promedio, bajo los supuestos estipulados, para el caso en el que el contrato se base en trabajar dos guardias completas a la semana, a partir de la tercera semana del mes su remuneración quedará alcanzada por el impuesto. Sumar 24 horas más de guardia por semana implicará en general comenzar a tributar a partir de la segunda semana del mes.
Considerando que el proceso inflacionario por el que transitamos desvirtúa el espíritu de la normativa, a finales del mes de octubre de 2022 el Estado publicó el Decreto 714-2022. (2)
Así lo hace saber en sus considerandos, al expresar “...que en esta instancia resulta necesario, nuevamente, anticipar de forma parcial, y hasta su completa aplicación, la actualización anual dispuesta para los precitados artículos de la ley del gravamen, en orden a evitar que la carga tributaria neutralice los beneficios derivados de la medida introducida por la Ley N° 27.617 y de la correspondiente política salarial...”.

Si bien al cierre de este artículo falta la reglamentación de la autoridad competente y, asimismo, la vigencia está prevista a partir del mes de noviembre, es posible determinar el efecto en los cálculos del aumento de los topes mínimo y máximo, a partir de los cuales opera la retención del impuesto en cuestión.

Estas cuestiones están consideradas en el articulado del propio Decreto, tal como se determinan en los artículos 4 y 5:

“...ARTÍCULO 4°. - La ADMINISTRACIÓN FEDERAL DE INGRESOS PÚBLICOS, entidad autárquica en el ámbito del MINISTERIO DE ECONOMÍA, adecuará las disposiciones referidas al régimen de retención aplicable, en virtud de las modificaciones introducidas por la presente medida.
ARTÍCULO 5°. - Las disposiciones del presente decreto entrarán en vigencia el día de su publicación en el BOLETÍN OFICIAL y resultarán de aplicación para las remuneraciones y/o haberes brutos mensuales devengados a partir del 1° de noviembre de 2022, inclusive, con excepción de lo dispuesto en el artículo 1°, que surtirá efectos conforme a lo allí previsto...”.

El artículo 5 hace referencia al cálculo de este impuesto respecto de la segunda cuota del Sueldo Anual Complementario, para el que deberá tenerse en cuenta el nuevo monto de la remuneración para la franquicia aplicable. A los fines de los cálculos realizados sobre las remuneraciones promedio que se utilizaron en este escrito, no es relevante la aclaración.
Ahora bien, en este nuevo escenario, ¿cuál es el efecto de aplicar los nuevos topes establecidos por este Decreto, sobre las remuneraciones del mismo mes de setiembre de 2022 y bajo los mismos supuestos de contratación?


I) El cálculo surge de considerar el sueldo bruto de mercado y deducciones para una persona soltera, sin deducciones personales ni generales más allá del MNI y Deducción Especial.
Los sueldos brutos surgen de la Encuesta de Salarios de Adecra+Cedim a setiembre 2022.
El cálculo de anualización contempla 13 sueldos por el agregado del SAC

De acuerdo con los nuevos guarismos, en promedio y bajo los supuestos estipulados, manteniendo el caso de un contrato basado en trabajar dos guardias completas a la semana, a partir de la cuarta semana del mes su remuneración quedará alcanzada por el impuesto. En este caso, agregar 24 horas más de guardia por semana implicará en general comenzar a tributar a partir de la tercera semana del mes.
Sin desmerecer la mejora, parece a priori que el efecto buscado no genera un verdadero cambio.


Esta situación puede resumirse de la siguiente manera:

Si bien a lo largo de este análisis se entiende que existe una modificación positiva respecto del número de guardia a partir de la cual comienza a ser gravada la remuneración mensual, esta mejora tiene un impacto mínimo sobre el peso del impuesto sobre dicha remuneración.

El beneficio perseguido por la norma, por el cual se pretende evitar que la carga tributaria lo neutralice, quedará rápidamente eliminado en lo que resta de este año, conforme se incrementen los valores horarios de las guardias de los profesionales.

La Ley del Impuesto a las Ganancias dio solución a esta situación para el caso de profesionales cuyos empleadores son centros de salud pública, a través de la modificación de su artículo 20 -Exenciones-, introducida por la Ley 27480 (3) con vigencia a partir de 2019. A partir de ello, el artículo en cuestión agrega el siguiente párrafo: “...Art. 20 bis. - Además de lo establecido en el artículo 20, están exentos del gravamen: las remuneraciones percibidas en concepto de guardias obligatorias, ya sean activas o pasivas, por los profesionales, técnicos, auxiliares y personal operativo de los sistemas de salud pública, cuando la prestación del servicio se realice en un centro público de salud ubicado en zonas sanitarias desfavorables así declaradas por la autoridad sanitaria nacional, a propuestas de las autoridades sanitarias provinciales...”. (4)

A partir de mediados de este año, otro proyecto de ley intenta avanzar con una solución parcial a la gravabilidad de las remuneraciones de trabajadores de la salud con origen en guardias de servicios de emergencias médicas, incorporando al sector privado. Se trata del proyecto de ley que amplía el alcance del artículo 20 bis, y cuyo expediente es el número 3203-D-2022, que al 30 de setiembre último obtuvo dictamen de Comisión de Presupuesto y Hacienda, incorporado a la orden del día número 308.

Los fundamentos de dicho proyecto resultan contundentes: (5)
“...Envío este proyecto de Ley para ser tratado con la mayor rapidez posible con el objeto de dar una respuesta a un serio problema que afecta al sistema de salud de nuestro país. Los trabajadores y trabajadoras de la salud, en particular profesionales y técnicos/as de diferentes incumbencias de la salud que realizan guardias en los servicios de emergencias en hospitales, clínicas, sanatorios u otro tipo de efectores, tanto del sector público como del privado, se ven impedidos de cubrir más guardias porque saltan a otra categoría del impuesto a las ganancias y produce la situación paradójica de que trabajan más para que sus ingresos se vean menguados. Esta situación genera un cuello de botella crítico, ya que diariamente quienes dirigen los centros de salud se ven en la dificultad de cubrirlos...”.

Así, teniendo en cuenta que hay cuestiones de este articulado que aún deben ser pulidas para que pueda contener a los empleadores privados del sector, resulta ser una iniciativa interesante.
En síntesis, la carga impositiva que pesa sobre las remuneraciones lejos está de ser la única explicación para determinar el porqué de la falta de profesionales en el sector salud. Respecto de esta problemática, no hay dudas, entonces, de la incidencia de los distintos factores que nos llevan a la reflexión con la que empecé este artículo.

Referencias:
1) RG (AFIP) 5206-22 BO 14-06-2022.
2) Decreto 714-22 BO 28-10-22.
3) Ley 27480 BO 21-12-2018, art.6.
4) Ley Impuesto a las Ganancias, art 27, texto ordenado en 2019.
5) https://www.hcdn.gob.ar/proyectos/resultados-buscador.html
https://www4.hcdn.gob.ar/dependencias/dsecretaria/Periodo2022/PDF2022/TP2022/3203-D-2022.pdf
https://www4.hcdn.gob.ar/dependencias/dcomisiones/periodo-140/140-308.pdf



(*) Gerente General de Adecra+Cedim

 

SUMARIO

 

Copyright 2000-2020 - Todos los derechos reservados, Revista Médicos